70 médicos de Centroamérica y el Caribe participarán de un encuentro híbrido con 12 expertos internacionales para analizar evidencia clínica en el abordaje de la esclerosis múltiple.

La actividad, que es organizada por Novartis y que cuenta con el aval del Latin American Committe for Treatment and Research in Multiple Sclerosis (LACTRIMS), el Central American and the Caribbean Committee for Treatment and Research in Multiple Esclerosis (CACTRIMS) y el Foro Centroamericano y del Caribe de Esclerosis Múltiple (FOCEM), se llevará a cabo los días 26 y 27 de agosto y tendrá su sede presencial en Santo Domingo, República Dominicana.

Este será un espacio de discusión para la comunidad médica sobre los avances en las terapias para tratar la esclerosis múltiple (EM), enfermedad con la cual conviven más de 2,8 millones de personas alrededor del mundo.

Bajo la consigna ¡Detengamos la esclerosis múltiple! Cada minuto es libertad”, los especialistas invitados de Estados Unidos, Canadá, Alemania, España y Argentina -cuyos centros de atención tratan en conjunto cerca de 36.000 pacientes con esclerosis múltiple- revisarán temas relacionados con el diagnóstico temprano, terapias de alta eficacia, signos de progresión, eficacia y seguridad y farmacoeconomía, entre otros.

La esclerosis múltiple es una enfermedad neurológica crónica de naturaleza inflamatoria y autoinmune que afecta el sistema nervioso central, es decir el cerebro y la médula espinal. El sistema inmune reacciona de forma errónea contra la mielina (sustancia grasa que recubre y permite que un nervio transmita sus impulsos rápidamente) en múltiples áreas dejando en ocasiones cicatrices (esclerosis). La pérdida de mielina se acompaña de una interrupción en la capacidad de los nervios para conducir impulsos eléctricos hacia y desde el cerebro.

Los síntomas y signos de la enfermedad variarán de una persona a otra en función de las áreas afectadas.Algunos de los síntomas más comunes de la EM son visión borrosa, debilidad, sensación de hormigueo, inestabilidad y fatiga. Para algunas personas, la enfermedad se caracteriza por periodos de recaída y remisión, mientras que para otras tiene un patrón progresivo.

“Un diagnóstico temprano y el inicio oportuno de una terapia adecuada, que pueda reducir los efectos de la enfermedad, representa una gran oportunidad para paliar la afectación en la calidad de vida de los pacientes. Por esta razón, es de suma importancia lograr el acceso a terapias innovadoras de alta eficacia que mitiguen la progresión de la enfermedad e impacten positivamente la calidad de vida de los pacientes y sus familias”, indicó la gerente médica de Novartis para Centroamérica, el Caribe, Ecuador y Perú, Jeanine Obage.

República Dominicana ha estado a la vanguardia en la aprobación de nuevas terapias para la atención de esta enfermedad. En 2021, la Dirección General de Medicamentos, Alimentos y Productos Sanitarios del Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social aprobó los registros para ofatumumab y siponimod.

Ofatumumab es un medicamento utilizado para tratar pacientes adultos con esclerosis múltiple remitente que incluye al síndrome clínico aislado, forma recurrente remitente y secundaria progresiva activa. Por otra parte, siponimod servirá para tratar adultos con una forma avanzada de esclerosis múltiple, conocida como esclerosis múltiple secundaria en su fase activa.

“Durante los estudios clínicos, ambos medicamentos mostraron alta eficacia y seguridad, así que estamos convencidos que aportamos a las posibilidades terapéuticas alternativas que pueden impactar positivamente la calidad de vida de los pacientes y sus familias. Sabemos que en este punto ‘el tiempo equivale a proteger el cerebro’, así que los espacios de discusión como este con médicos de la región, es vital para apoyar el proceso de atención a los pacientes”, concluyó Obage.

Deja un comentario